miércoles, 6 de abril de 2016

Migas con patatas y huevo frito paso a paso foto a foto

"Refrány;
D'un mateix pa, diferents llesques"
De un mismo pan, diferentes rebanadas.

Hoy traigo mi receta de las migas con patatas. Un plato muy tradicional y barato. Antiguamente del pan, no se desperdiciaba "ni miguita" y éste era un plato muy habitual en la cocina de aprovechamiento en cualquier hogar, aunque no en todos, podían coronarlo con un huevo frito........
 
 
 Se le puede añadir tocino, chorizo o jamón, pero a mí me gustan así, mucho más sencillas y menos calóricas, incluso el huevo, puede ser escalfado.


Lo ideal es usar pan de pueblo, en ésta ocasión he usado una "blandilla" que es como se denomina en el pueblo de mi marido al pan chato de aceite, que en otros pueblos llaman "cañada", y que nos gusta mucho comer, pero podéis usar cualquier pan que tenga ya dos o tres días.

Para dos comensales necesitaremos:
  1. Unos 200g de pan duro
  2. Dos patatas medianas o una grande
  3. Dos huevos
  4. 100ml de agua
  5. Tres dientes de ajo gordos
  6. Una cucharadita de pimentón de la Vera
  7. Aceite de oliva
  8. Sal 


 Comenzaremos pelando la patata, que en éste caso es de la tierra, de la sierra de Albarracín, de la huerta de mis primos Vicente y Salvadora, que son insuperables. La patata aragonesa, al igual que la gallega son patatas distintas, si no las habéis probado y tenéis ocasión, os recomiendo encarecidamente que lo hagáis, se pueden encontrar en cualquier mercado. En casa, tenemos el privilegio de éstas que además son ecológicas, mmmmm madre mía, nada que ver con otras patatas. 
Las cortamos como para tortilla y enjuagamos,


Ponemos el aceite de oliva a calentar, no hace falta mucho, y las freímos a fuego suave

Mientras tanto vamos cortando nuestro pan, en éste caso una "blandilla", en finas rebanadas

que al tener el pan ya tres días, nos costará un poco, pero ha de ser así

cortaremos la rebanadas en trozos pequeños, los colocaremos en un escurridor e iremos salpicándolas con el agua, hasta poner unos 100ml. ya que sólo han de estar húmedas, pero no empapadas
 

cuando las patatas ya se hayan ablandado antes de dorarse, añadimos el pan humedecido


y ahora es cuestión de ir dando vueltas y vueltas con el fin de que no se quemen, hasta que quede el pan crujiente y dorado jutno a las patatas


pelamos y quitamos el nervio a tres o cuatro dientes de ajo, troceamos y añadimos a la sartén

salamos

añadimos una cucharada de pimentón de la Vera


removemos un minuto y sacamos del fuego

ya tenemos listas nuestras migas con patatas 


aunque falta coronar nuestro plato con un riquísimo huevo frito con puntilla. En éste caso, mis huevos también son maños y caseros, huevos serranos, con color de yema distinto de gallinas "pollitas" criadas en la sierra......todo un manjar


"A la taula i.......BON PROFIT!!!"

Si te gusta mi receta, puedes compartirla y clicar en g+1 para que llegue a más gente.
Espero tus comentarios y recuerda que también estoy en Facebook https://www.facebook.com/El-calaixet-de-la-iaia-533062140099386/

No hay comentarios:

Publicar un comentario