lunes, 13 de abril de 2015

Sang amb ceba. Sangre con cebolla paso a paso.

"Refrany;
Panxa buida, tot són badalls"
Tripa vacía todo son bostezos.

Sang amb ceba.

Cada maestrillo tiene su librillo y cada cociner@ su truquillo, hay quien le pone o le quita ingredientes, pero así es como lo hacía mi iaia. Hoy mi padre y mi marido cenarán como reyes.
Antes casi siempre era sangre de cerdo, pero ahora ya es muy difícil de encontrar porque se utiliza para hacer morcillas, si, esas morcillas tan ricas que comemos habitualmente.... también se hacen con sangre ¿a que ya no os espanta?
Este es un plato que o encanta o se detesta, no hay término medio pero es muy típico en Valencia sobre todo en el marítimo, y en los bares de tapas tradicionales, la sang amb ceba, junto a las clòtxines, una bona caragolá, unes tellines, cacau i tramussos,titaina, mandonguilles d'abaetjo, capellanets torrats, sardina de bota,pepitos, esgarraet amb moixama. Además como la sangre es muy barata podéis probarla para saber si os gusta o no.

La sangre, ademas de ser un plato delicioso y diferente, es un alimento bajo en calorías, alto en proteínas, prácticamente sin grasa, y con un alto contenido en hierro, lo que lo hace un alimento ideal para deportistas. Su alto contenido en hierro hace que la sangre ayude a evitar la anemia ferropénica o anemia por falta de hierro.
Desde el punto de vista de su composición,la sangre ofrece un importante contenido de proteínas similar al de la carne, en cantidad y valor biológico.
Ahora la venden ya cocida y de pollo en cualquier pollería del mercado.

Ésta es la receta que me enseñó a hacer mi iaiaa,  que hice con ella infinidad de veces y que comparto con todos vosotros.
Necesitaremos;


  1. Medio k. de sangre cocida de pollo
  2. Un kilo de cebollas
  3. Un puñadito de piñones
  4. Tres hojas de laurel
  5. Una pizquita de canela en polvo
  6. Una pizquita de pimienta cayena
  7. Pimentón de la Vera
  8. Un diente de ajo

Comenzaremos pelando y troceando las cebollas, aunque os parezcan muchas un kilo, pensad que luego de pochadas quedan en casi nada

Ponemos el aceite de oliva a calentar en el que doraremos un puñadito de piñones y reservaremos

Sacamos la sangre del envase, que ya viene hervida por normativas sanitarias vigentes

y troceamos en dados grandes

ponemos la sangre a freir en el aceite de haber dorado los piñones, damos unas vueltas y reservamos

ponemos a pochar la cebolla en el mismo aceite junto a los hojas de laurel enjuagada y el diente de ajo picadito


tapamos la cazuela y vamos dejando que se haga la cebolla poco a poco, removiendo de vez en cuando, para que no se nos pegue.

Cuando tengamos la cebolla en su punto incorporamos la sangre reservada

salamos

ponemos una pizca de canela

otra pizca de canela molida

y el pimentón de la Vera, removemos

incorporamos los piñones damos una vuelta

 y apartamos de fuego

recién hecha está muy buena

pero aguanta muy bien en el frigo, os la aconsejo en bocadillo

"A la taula i....BON PROFIT!!!"
 Si os gusta mi receta, podéis compartirla y clicar en g+1 para que llegue a más gente.
Espero vuestro comentarios que para mi son MUY importantes y recordad que también estoy en Facebook https://www.facebook.com/El-calaixet-de-la-iaia-533062140099386/

1 comentario:

  1. Hola, de pequeña, mi madre la hacia, con sangre e hígado de cordero, el procedimiento igual, sale muy buena

    ResponderEliminar