jueves, 29 de agosto de 2013

Albóndigas de carne"mandonguilles de ma mare" paso a paso

"Refrany;
A cor què vols, cor què desitges
A corazón que quieres, corazón que deseas.

"Mandonguilles de mare"


Hoy...un plato muy muy especial. El más especial en mi familia.
Mi madre, no entraba mucho en la cocina, cosa totalmente comprensible teniendo en cuenta que mi iaia vivía con nosotros, y no había cocinera igual. Pero cuando  lo hacía, siempre nos chupábamos los dedos.
Tenía un plato especial que cocinaba como nadie en el mundo...les mandonguilles amb tomata, ó albóndigas con tomate. No las he probado igual desde que ella ya no está.
Cientos de veces las hicimos juntas...pero jamás conseguí darles el toque que les daba ella. Todos los años el día de Reyes, cuando en casa era el cumpleaños de alguno de mis hermanos,ó quería satisfacernos a todos, sabía perfectamente que plato hacer, les mandonguilles de la mamaita...nada igual.
Al inicar el blog, mi cuñada me pidió que pusiera la receta, a ver si a fuerza de práctica alguien consigue igualarlas, ánimo cuñi, a  ver si lo conseguimos.
El premio mas grande cuando las hago, es que alguno de mis hermanos, mi padre ó mis hijos, me digan "me recuerdan en algo a las de la iaia"  ...éso para mi ya es, LO MAS.
Así que allá va Cristina, a ver si hay suerte y aprendemos a hacerlas como tu suegra.


Seguimos en el pueblo y disfruto de la compañía de mi princesa así que tendré la mejor pinche que puedo desear.
Con todo listo para empezar...y no acudía a la cocina, he ido al baño y me la he encontrado con su delantal, su gorro de cocinera y frotando sus uñitas con quitaesmaltes. "Iaia,  ¿no dices siempre que la primera regla en la cocina es la higiene?"pules los pelos retirados de la cara y las manos bien limpias, pero los esmaltes de los maletines que le dejaron los reyes...no se van,


 así que ha echado mano del cepillito y se ha dejado las uñas y las manos mas limpias que una patena, aunque manchadas de esmalte.



A la faena......
Necesitamos para unas 30 albóndigas;




  1. Medio kilo de magro de cerdo picado
  2. Medio kilo ternera picada
  3. Una barra de 1/4 pan duro, rallada
  4. Un ramito de perejil natural
  5. Una cabeza de ajos
  6. Un bote de tomate natural tamizado o mejor aún tomate natural rallado
  7. Cuatro huevos
  8. Aceite de oliva
  9. Pimentón de la vera
  10. Un chorrito de brandy
  11. Un chorrito de agua
  12. 3 hojitas de laurel
  13. 50 gr. de piñones
  14. Dos cebollas 



Empezamos por rallar el pan. Tengo pan rallado industrial, pero mi madre lo rallaba personalmente y lo voy a hacer tal cual.


Milagro es que no se ha rallado los deditos, casi hay mas pan fuera del cuenco que dentro, pero está perfectamente rallado, ahora reservamos


Ponemos la carne en un bol y hacemos un agujero en el centro.


No me gusta la carne que venden en bandeja, prefiero que la piquen ante mi, me sabe mas natural y veo lo que echan a la picadora. Cascamos los huevos y los vamos echando en el centro


Ahora añadimos


 poco a poco el pan rallado


añadimos el perejil cortado muy pequeñito


y amasamos un poco


ahora los piñones, de forma generosa


Así va quedando.


tras cortar tres dientes (no muy grandes) de ajo, muy finamente troceados, los añadimos a la masa


una pizca de sal


Y amasamos.
Mi pequeña me ha hecho humedecer los ojos. Estando amasando la carne, me ha dicho "¿sabes iaia? creo que hoy en el cielo estará la iaia velleta muy contenta, de ver que estamos haciendo las dos juntas su plato preferido" buffff que cosas tiene mi princesa......


y seguimos amasando, ya que han de quedar muy bien mezclados todos los ingredientes


vamos cogiendo la carne y suavemente sin apretar nada de nada, damos forma redondeada, hay quien los hace con dos cucharas, mi madre siempre con las manos, dando el punto exacto


tenemos un cuenco con agua y de vez en cuando humedecemos las manos en el para conseguir unas pelotitas mas regulares


procuraremos que queden de un tamaño lo mas similar posible y no demasiado grandes


rallaremos las dos cebollas


echamos aceite en una sarten honda


y cuando esté bien caliente doraremos en él les mandonguilles pero suavemente y solo por fuera,porque no han de quedar muy hechas, ya que luego les daremos un hervor en la salsa y se acabaran de cocer por dentro y por fuera


las iremos apartando y cuando ya estén todas doradas


trasladaremos el aceite en una olla ó cazuela y pondremos la cebolla a pochar


cuando tome color caramelizado añadimos el tomate, si podéis usar tomate maduro natural rallado, muchísimo mejor. A mi se me olvidó traerlo, y aquí no tengo donde comprarlo


ahora la cabeza de ajos (sin los tres dientes) y las tres hojas de laurel enjuagadas


un poco de pimentón de la vera


y enseguida, para que no se queme el pimentón, un chorrito de brandy



en cuanto evapore el alcohol, un chorrito de agua caliente


le damos unos hervores, unos diez minutos a fuego suave, con la olla destapada y si las podemos dejar reposar unos minutos quedarán más ricas aún


a una fuente, y a emplatar


las acompañaremos con unas patatas fritas, cortadas en gajos (gallóns) y un poco de all i oli de mortero que ha hecho hoy mi hijo


Nuestro amigo Miguel nos obsequíó con un vino rosado francés, del que daremos hoy buena cuenta, ya lo tengo bien fresquito


espectante a ver que nota me dan hoy, el aspecto es muy parecido....


Bueno...he tenido muy muy buena nota, me han dicho que las mas parecidas hasta hoy. Estamos mi peque y yo muuuy contentas.


Y para postre, nuestros amigos Lola y Javier, nos han obsequiado con éstas trufas. Vaya lujo de amigos que tenemos, así da gusto...a vuestra salud, queridos amigos.


y una pequeña mano, aprovechando que estaba distraída haciendo la foto.....

Espero que os salgan muy ricas y si queréis compartir vuestras fotos, las enviáis a mi correo electrónico y estaré encantada de publicarlas. 

BON PROFIT!

Si te gusta ésta entrada, puntúala con g+1, así mucha gente podrá disfrutar de esta receta.

Edito ésta entrada hoy 6 de Enero del 2016, he vuelto a preparar las albóndigas como cada día de Reyes y me han salido espectaculares



Pero no menos espectaculares y ricas las que han hecho mi hermano Salva y mi querida cuñada Cristina siguiendo la receta de la mami, ya que sus albóndigas tienen una pintaza buenísima, a éste paso nos vamos a plantear un concurso de mandonguilles de la mamá para los próximos reyes jajaja.



Continurá.......

3 comentarios:

  1. Me ha llegado el olor y sabor que tengo guardado en el tiempo. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias anónimo no se seguro quien eres, pero por el comentario....lo imagino y creo con acierto. Te quiero,et vullc moltíssim tete. Muakssss.

      Eliminar
  2. Maravillosas albondigas,mandonguilles,como me recuerdan a las de mi madre,ella ponía una puntita de canela, cosa que también hacía en la paella Valenciana ,pero solo un poquito de canela y le da un punto muy bueno, claro que eso va a gustos....

    ResponderEliminar